¿Cuál será el destino de su próximo salario?

¿Cuál será el destino de su próximo salario?

“No compras con plata. Compras con el tiempo de tu vida que gastas para conseguirlo” Warren Buffett

El dinero que entrará a su cuenta de ahorros producto de su próximo salario tendrá dos destinos: se gastará o se ahorrará.

La gran parte de ese dinero ya está comprometida. Se destinará a alimentación, transporte, servicios públicos, salud, educación, pagos de créditos, entre otros gastos recurrentes y necesarios. Normalmente el 50% de los gastos ya tiene un destino y, por lo tanto, ya está comprometido.

Pero, ¿Qué pasará con lo restante? Muchas veces, gran parte de ese dinero se va a los llamados “gastos hormiga” o “gastos invisibles”. Que básicamente son aquellas salidas de dinero que por ser tan pequeñas pasan desapercibidas, pero que al ser recurrentes empiezan a volverse una fuga de capital importante.

La recarga continua de minutos para el celular, las comidas fuera de casa, pagos de taxis u otros servicios de transporte, los cigarrillos, pueden ser algunos ejemplos de este tipo de gastos recurrentes.

Si quiere tener una adecuada salud financiera, es mejor frenar estos “gastos hormiga” y, más bien, convertirlos en ahorro.

Como regla general, una persona debería ahorrar mínimo el 10% de su salario, dependiendo de la etapa de la vida en la que se encuentre. Pero, algunos expertos en planeación financiera recomiendan que en la juventud sea entre el 10% y el 30%, de acuerdo a un artículo de Finanzas Personales.

Ahora bien, ahorrar no es suficiente. Hay que poner a trabajar ese dinero, es decir, invertirlo. Precisamente, el ahorro y la inversión son la base para crecer financieramente y alcanzar sus metas.

Existen diversas alternativas de inversión que le permiten ahorrar e invertir mensualmente, incluso con bajos montos de dinero. Para su tranquilidad, existen diferentes productos en donde puede ahorrar e invertir disciplinadamente y desde cualquier monto, como son los Fondos Voluntarios de Pensiones o los Fondos de Inversión Colectiva.

Por ahora, lo importante es que haga conciencia en qué se irá su próximo salario y que, en lo posible, una parte de él se destine para su crecimiento financiero.