Empezando a invertir desde $200.000

Muchas personas piensan que para invertir se necesita tener “millones” de pesos en la cuenta bancaria. En cambio, lo que algunos ya han descubierto es que existen alternativas de inversión en el mercado de capitales a las que se puede acceder con pequeños montos de capital.

Una de esas alternativas son los Fondos de Inversión Colectiva, conocidos también como FICs. Además de permitir una inversión inicial mínima de $200.000, existen actualmente FICs que permiten también adiciones por este valor.

Esto significa que un inversionista podría empezar a invertir $200.000 en un FIC y hacer adiciones mensuales de $200.000. Al cabo de doce meses, el inversionista tendría $2.400.000 de capital invertido más la rentabilidad que lograra el fondo durante ese periodo.

Incluso, si en alguno de los meses el inversionista necesitara dinero en efectivo, podría hacer retiros también desde $200.000 o incluso todo el capital más la rentabilidad obtenida.

Los FIC ofrecen variables para escoger como: Inversión Mínima Inicial, Adición Mínima, Retiro Mínimo y fondo abierto, es decir, que los recursos estén disponibles en cualquier momento, ya que existen fondos que requieren una inversión mínima alta y tienen una fecha fija para retirar la inversión.

Esta información se puede consultar en las Fichas Técnicas de los FICs, las cuales se encuentran disponibles al público en las páginas web de las entidades financieras o incluso en la página web de la Superintendencia Financiera de Colombia.

Cada FIC tiene sus propias características y condiciones, y todas ellas se describen precisamente en su Ficha Técnica. Adicionalmente, en este documento se puede consultar cómo está conformado el portafolio de inversiones de cada fondo y la rentabilidad que ha obtenido en el tiempo.

Entonces, ya no hay excusas para no empezar a invertir. ¿Cuenta con $200.000 para poner el primer ladrillo de su próxima meta financiera?