El fútbol también se juega en el mercado bursátil

Como cualquier otro activo del mercado, algunos equipos de fútbol cotizan en la Bolsa de Valores para financiarse. El fútbol resulta ser un tipo de inversión que conecta con la pasión de muchos inversionistas. Acá le contamos cuáles son los clubes deportivos que además de jugar en la cancha también juegan en el mercado.

Europa lidera la lista de equipos que cotizan en la Bolsa, el primer equipo en sacar sus títulos a cotizar fue el Tottenham Hotspur Football Club de Inglaterra en el año 1983. En 2002 se creó el STOXX Europe Football, índice bursátil que reúne equipos de fútbol europeos que cotizan en la Bolsa, tal índice representa acertadamente la amplitud y la profundidad de la industria del fútbol europeo, según la página oficial del mercado.

Al 30 de octubre de 2017, el índice STOXX Europe Football cuenta con 22 títulos: Juventus (Italia), Fenerbahçe Sportif Hizmetler (Turquía), Borussia Dortmund (Alemania), Celtic (Esocia), Olympique Lyonnais (Francia), Ajax de Ámsterdam (Holanda), Trabzonspor Sportif Yatirim (Turquía), Besiktas (Turquía), Roma (Italia), Lazio (Italia), Galatasaray (Turquía), entre otros.

Para algunos es una sorpresa que grandes equipos como el Real Madrid, el Barcelona FC o el Bayern Munich no figuren en el mercado bursátil; Sin embargo, la lista de 22 valores no significa que han sido los únicos equipos que han jugado en la Bolsa, hay casos como el del Manchester United, que cotizaba en la Bolsa de Londres desde 1994 y fue comprado en 2005 por la familia estadounidense Glazer. Actualmente cotiza en Wall Street.

En el caso de Asia, el Evergrande Taobao, equipo de fútbol propiedad de Alibaba Group Holding y el grupo inmobiliario Evergrande Real Estate Group, fue el primer club en salir a la Bolsa de Hong Kong al emitir 375 millones de acciones, a precio de 1 yuan cada una (15,7 centavos de dólar), de acuerdo con información proporcionada por Reuters en julio de 2015.

El portal investing.com recopiló en abril de 2017 varias razones que causan la fluctuación bursátil al alza o a la baja del precio de las acciones de los equipos de fútbol y, consecuentemente, el índice que representan. Estas son algunas:

– Resultados deportivos: encadenar una buena o mala racha de partidos consecutivos ganados o perdidos.
– La consecución de títulos deportivos.
– Las bajas de futbolistas importantes (por lesión, por sanción).
– Los fichajes.
– La gestión económica del club, mercadeo, entradas vendidas, abonados, derechos de televisión.

El mecanismo para comprar acciones de un equipo deportivo es igual al comprar acciones de un banco, de un hotel o de una petrolera. Solo basta con acudir a una entidad financiera que opere en mercados internacionales para realizar la transacción, así como en un bróker, cualquier inversionista puede hacerlo y entrar en el juego de fútbol en la Bolsa.