Crowdfunding: una alternativa a través del mercado de capitales

Crowdfunding: una alternativa a través del mercado de capitales
Crowdfunding: una alternativa a través del mercado de capitales

Hace algunos años las opciones que tenían los emprendedores y las compañías en crecimiento para conseguir financiación eran muy reducidas. Algunas de las más comunes eran solicitar un crédito o pedir ayuda a familiares o amigos cercanos. Sin embargo, el Internet ha creado diferentes alternativas para que quienes tienen proyectos los puedan hacer realidad. Una de ellas es el crowdfunding.

¿Qué es el crowdfunding y cómo funciona?

El crowdfunding, más conocido como financiación colectiva o micromecenazgo en español, es una forma de financiación a través de medios digitales en donde personas naturales y jurídicas que quieren invertir se conectan con empresas en crecimiento y proyectos en desarrollo. De esta forma, los inversionistas pueden mover su dinero y recibir un retorno, mientras que los empresarios encuentran una alternativa muy atractiva para financiar sus negocios.

Este esquema de financiación surgió después de la crisis del 2008. Tras este suceso, muchas de las instituciones financieras norteamericanas vivieron momentos difíciles y, por lo tanto, no pudieron otorgar créditos a las empresas que lo necesitaban. Ante este panorama, fue necesario que alternativas de financiación aparecieran, y de allí nació el micromecenazgo.

La financiación colectiva funciona en 3 fases: primero, el emprendedor envía su proyecto a la plataforma donde incluye la descripción de su idea, la cantidad de recursos que necesita, el tiempo necesario para recaudar el dinero y dejar claro lo que recibirán quienes confíen en la idea. Ahora bien, cuando el proyecto sea publicado, debe ser promocionado para conseguir inversionistas y la comunidad valorará su interés en la idea. Finalmente, cuando el plazo establecido termine, se cierra el proyecto y, dependiendo de la financiación que se haya conseguido, la idea se ejecuta o se devuelve el dinero a los inversionistas.

El desarrollo del crowdfunding en Colombia

En el país, hasta el día de hoy, solo hay una plataforma autorizada oficialmente para operar bajo el modelo de crowdfunding financiero y gestionar préstamos. Dicha plataforma está respaldada por la Bolsa de Valores de Colombia y vigilada por la Superintendencia Financiera de Colombia (SFC).

Se espera que el micromecenazgo se empiece a desarrollar de forma importante en Colombia, pues actualmente la SFC estudia solicitudes para tener otros actores autorizados y que cada día más pymes y proyectos de todos los sectores consigan financiación.

Este esquema es, sin duda, una gran alternativa para darle vida a ideas brillantes, empresas en crecimiento y sueños de emprendedores.

Lo invitamos a leer el artículo “Emprendedores pueden adquirir una microfranquicia desde $12 millones