¿Qué debo tener en cuenta al momento de crear mi portafolio de inversión?

¿Qué debo tener en cuenta al momento de crear mi portafolio de inversión?
¿Qué debo tener en cuenta al momento de crear mi portafolio de inversión?

Invertir es una de las mejores maneras de hacer crecer nuestro capital y alcanzar la independencia financiera. Para configurar un portafolio de inversión es importante tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

Conocer nuestro perfil de riesgo inversionista: El perfil de riesgo de una persona indica su capacidad para asumir pérdidas en la rentabilidad de sus inversiones, su tolerancia a la volatilidad del mercado y demás. En pocas palabras, refleja qué tanto riesgo estamos dispuestos a asumir a cambio de recibir mayor rentabilidad.

Normalmente, los perfiles de riesgo son: conservador, moderado y arriesgado. Es importante identificar con qué perfil somos compatibles, pues será de gran utilidad para elegir los productos y plazos más adecuados para nosotros y así crear el portafolio de inversión.

Tener claros nuestros objetivos y motivaciones para invertir: No todas las personas tenemos las mismas intenciones cuando nos dirigimos al mercado de capitales, por lo tanto, es fundamental reflexionar sobre el objetivo que queremos alcanzar con nuestro portafolio de inversión. Algunos de estos objetivos pueden ser comprar un carro, una casa, poner a rentar nuestros ahorros, hacer un plan de jubilación con las ganancias, entre otros.

Cada una de estas metas requiere un plan de acción diferente y se debe pensar en el monto, el tipo y el plazo de la inversión. Si queremos obtener rentabilidades a corto plazo, esto implicará un riesgo más alto, mientras que plazos más lejanos serán más seguros. No obstante, un portafolio puede estar conformado por productos a largo y a corto plazo.

Diversificar el riesgo: Este punto es clave para cualquier inversión y, básicamente, hace referencia al dicho popular “no poner todos los huevos en la misma canasta”. Diversificar se trata de distribuir el dinero en instrumentos financieros con diferente riesgo, plazos, liquidez y sectores. Según BlackRock, la gestora de activos más grande del mundo, la diversificación del portafolio es una regla clave para mitigar el riesgo, limitar la exposición a pérdidas significativas en el mercado y lograr mejores rentabilidades.

Un portafolio debe buscar el equilibrio, por lo que idealmente debe estar conformado por algunos activos riesgosos, por ejemplo, de renta variable, y otros más conservadores, como renta fija. Igualmente, se recomienda incluir activos de diferentes sectores y regiones para amortiguar los efectos de las fluctuaciones económicas en algunas industrias.

En conclusión, la cartera de inversiones de una persona a otra puede variar dependiendo de su perfil de riesgo y sus objetivos, por lo que es importante incluir activos que, diversificados, nos ayuden a conseguir la rentabilidad que buscamos y se ajusten a nuestras necesidades.

Lo invitamos a leer este artículo: “5 cosas para tener en cuenta al invertir en renta fija“.