Contratos de energía comenzarán a negociarse en la Bolsa Mercantil de Colombia

Se podrán comercializar contratos de energía.
Se podrán comercializar contratos de energía.

En abril, la Superintendencia Financiera autorizó a la Bolsa Mercantil de Colombia (BMC), la constitución de una filial que se encargará de administrar la negociación de contratos de energía. A continuación, le explicaremos en qué consiste este mecanismo de compra y venta de energía eléctrica.

Para empezar, en la BMC se negocian productos agropecuarios, industriales, minero-energéticos y otro tipo de commodities. También, se pueden comprar y vender derechos de emisión de gases.

La BMC pone a disposición de los interesados, bienes y servicios que no requieren de presencia física en el escenario de negociación. Según la entidad, además de comprar y vender productos, en este mercado, las sociedades comisionistas miembros pueden obtener financiación e invertir en títulos como los Certificados de Depósito de Mercancías.

En este mercado, la BMC administra su propio sistema de compensación y liquidación de las operaciones, así como establece sus propias garantías. De acuerdo con María Inés Agudelo, presidenta de la Bolsa, la entidad cuenta con una amplia experiencia en lo relacionado con la negociación de fuentes de energía como el gas natural.

Nueva filial de energía: ¿Cómo va a funcionar?

La nueva filial se llamará “Conexión Energética S.A.” y será la encargada de promover, diseñar, ejecutar y administrar el mecanismo de comercialización de energía. De acuerdo con Agudelo, citada por Portafolio, se trata de un esquema de compra y venta, mediante subastas de contratos de energía.

En dicho mecanismo, los generadores y comercializadores podrán negociar contratos de electricidad a corto, mediano y largo plazo, entre uno y veinte años, sin importar el tipo de tecnología empleado para la generación de energía.

Según Agudelo, también, se podrán transar convenios estándar de suministro de energía, bajo la modalidad de “Pague lo Contratado”, los cuales consisten en que el comprador deberá pagar la totalidad de la energía contratada, independientemente del consumo.

Una particularidad de estos convenios es que serán adjudicados a diferentes perfiles de demanda a partir de tres bloques de horarios distintos: planos (24 horas), solares (7:00 a.m. a 5:00 p.m.) y no solares (5:00 p.m. a 7:00 a.m.), explicó Agudelo.

Respecto al mecanismo de precios, de acuerdo con Agudelo, los agentes contarán con una curva forward de precios de energía, que ofrecerá una perspectiva sobre las expectativas en los valores que tendrán los activos en el corto, medio y largo plazo. Sobre este punto, es importante aclarar que una curva forward es una gráfica que representa los precios de un activo, para pago en el futuro, que van a ser negociados en el presente.

Finalmente, es importante mencionar que, la nueva filial no entrará en operaciones hasta que la Comisión de Regulación de Energía y Gas (CREG) otorgue las respectivas aprobaciones y autorizaciones para su funcionamiento.