Inversiones: ¿qué es mito y qué es verdad?

Inversión
La verdad detrás de los mitos sobre las inversiones.

Ingresar al mundo de las inversiones puede ser intimidante. Sin embargo, contrario a lo que se cree, recorrer este camino no es imposible. De hecho, se trata de una valiosa alternativa que está al alcance de cualquier persona para poner a trabajar su dinero. A continuación, le contamos la verdad detrás de 4 mitos que se han popularizado sobre las inversiones.

“Se necesita mucho dinero para invertir”

¡Falso! Las inversiones son para todos aquellos que esperan obtener una ganancia a partir de destinar su dinero en algún instrumento financiero. En ese sentido, no es necesario tener grandes cantidades de dinero para alcanzar este objetivo, pues existen diferentes opciones en el mercado que permiten hacerlo con pequeñas sumas.

Por ejemplo, hay plataformas de inversión 100% digitales, entidades bancarias, mercados de capitales (las bolsas de valores) o mercados de divisas (mercado Forex) en los que se puede invertir a partir de bajos montos de dinero. Específicamente, con tan solo $100.000, incluso menos, se puede invertir en Fondos Voluntarios de Pensión, en Fondos de Inversión Colectiva, en acciones, en CDTs, entre otros.

“Hay que ser un experto en finanzas para entrar al mundo de las inversiones”

¡Falso! Todas las personas, independientemente de sus profesiones o sus conocimientos, pueden acceder al mundo de las inversiones. Quienes deseen invertir su dinero encontrarán asesorías, recomendaciones, sugerencias y acompañamiento por parte de las entidades autorizadas y vigiladas para negociar activos financieros.

No obstante, sí es importante que conozca algunos conceptos básicos sobre inversión. Esto le ayudará a tomar mejores decisiones y a entender qué está pasando con su dinero. Para ello, puede apoyarse en profesionales especializados en inversión o acceder a información gratuita que ofrecen cientos de entidades financieras a través de Internet. En todo caso, es necesario que se verifiquen los permisos, autorizaciones y/o certificaciones de las entidades y sus profesionales, que lo asesorarán en el proceso.

“Si invierto me puedo volver millonario en poco tiempo”

¡Falso! Si bien es cierto que la inversión es una herramienta que puede aumentar su dinero en el corto, mediano y largo plazo, esto no significa que existe una garantía o una fórmula infalible para que un inversionista se vuelva millonario de la noche a la mañana. Al contrario, es recomendable desconfiar de aquellas inversiones que prometen altísimos rendimientos en muy poco tiempo. Ninguna inversión es 100% segura. 

Sin embargo, por medio de una estrategia de inversión que se ajuste a sus posibilidades, a su perfil de riesgo y a unos objetivos previamente trazados, es posible incrementar su dinero significativamente. La clave está en su disciplina y su capacidad de aprender de los errores. 

“Existen instrumentos de inversión que garantizan siempre rendimientos” 

¡Falso! Ningún instrumento financiero de inversión está 100% libre de riesgo. Por lo tanto, como mencionamos anteriormente, no existe ninguna inversión que garantice ganancias. En este punto es importante señalar que hay inversiones más riesgosas que otras y que, por regla general, a mayor riesgo, mayores rentabilidades se pueden conseguir.

Por ejemplo, las inversiones en renta fija (como los Certificados de Depósito a Término, los Títulos de Deuda Pública o los bonos) son menos riesgosas que las inversiones en renta variable (como las acciones, las divisas o las materias primas).

Invertir no es tan complicado y difícil como se piensa   Ahora que sabe la verdad detrás de estos mitos lo invitamos  a dar el primer paso. ¡Está al alcance de sus manos poner a trabajar su dinero para cumplir sus objetivos financieros! A continuación, lo invitamos a leer el siguiente artículo: “5 cosas para tener en cuenta al invertir en renta fija”.