La inflación en Colombia fue de 3,8% en 2019

La inflación en Colombia fue de 3,8% en 2019
La inflación en Colombia fue de 3,8% en 2019

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) anunció que, en Colombia, el 2019 cerró con una inflación de 3,8%. De esta forma, la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) presentó un leve incremento respecto al 2018, teniendo en cuenta que en ese año el promedio había sido de 3,18%.

Pese a este aumento, la inflación se mantuvo dentro del rango objetivo establecido por el Banco de la República, el cual va de 2% hasta 4%, y fue ligeramente más baja de lo proyectado por la entidad, la cual había calculado un 3,88%.

Asimismo, al comparar con otros países de la región, la variación de precios de Colombia resulta bastante favorable y controlada. La inflación del año pasado en Uruguay se ubicó en 8,79%, en Argentina alrededor de 54,6% y en Venezuela superó el 5.000%. En otro países de la región la inflación fue: Chile 3%, Perú 1,9%, Ecuador -0,07%, entre otros.

Ahora bien, en términos de ciudades, la que mayor variación de precios experimentó fue Riohacha con 4,97%, seguida por Cali con 4,73% y Medellín con 4,49%. Por el contrario, las que menor inflación reportaron fueron Neiva, con un promedio de 2,72%, Villavicencio con 2,94%, Ibagué con 3,37% y Bogotá con 3,49%.

En el país, la inflación estuvo impulsada principalmente por el aumento del costo de los alimentos y bebidas no alcohólicas, que tuvieron una variación de 5,8%; la educación, que tuvo un movimiento de 5,75%; las bebidas alcohólicas y tabaco, con un cambio de 5,48%; y, finalmente, restaurantes y hoteles, con un aumento de 4,23%. Estos cuatro segmentos fueron los únicos que estuvieron por encima del promedio nacional y, por lo tanto, fueron los que más impactaron el bolsillo de los colombianos.

¿Cómo ha sido históricamente la inflación en Colombia?

La política monetaria en Colombia se rige por un esquema de meta de inflación fijado por el Banco de la República. Su principal objetivo es alcanzar bajas tasas de inflación (a partir de 2001, se estableció que la meta es de alrededor del 3% en el largo plazo) y, a su vez, el máximo crecimiento del producto y del empleo.

Desde 2010, la mayor inflación se presentó en 2015, pues fue de 6,77%, mientras que la más baja se presentó en 2010 con un promedio de 1,94%. Teniendo en cuenta la meta, en 3 de los últimos 10 años la inflación ha superado el 4,0% y en 2 ha estado por debajo del 3%.

Lo invitamos a leer el artículo “Trabajadores y empresarios: así quedó el salario mínimo y prestaciones para 2020“.