¿La inteligencia artificial puede quitarnos el trabajo?

¿La inteligencia artificial puede quitarnos el trabajo?
El desempeño empresarial es un indicador importante para medir el crecimiento económico de un país. Las empresas, si tienen un buen rendimiento, pueden ayudar a disminuir el desempleo, la desigualdad y la pobreza. Una compañía que tenga un alto potencial innovador y tecnológico, además de un modelo de negocio escalable, replicable y sostenible, está más cerca de lograr este objetivo. Los anteriores parecen ser objetivos imposibles de conseguir. Sin embargo, por medio del desarrollo de la inteligencia artificial, lo que parecía imposible es parte de nuestra realidad. La inteligencia artificial es la combinación de algoritmos unidos por un propósito común: crear artefactos con capacidades especiales. David Cardozo es el director técnico de inteligencia artificial y robótica en Kiwi Campus, un emprendimiento desarrollado por los colombianos Felipe Chávez, Sergio Pachón y Jason Oviedo. Hoy en día es la empresa que más domicilios con robots ha realizado en el mundo. Kiwi tiene operaciones en la ciudad de Berkeley, y en este año se está realizando la expansión a 15 de las universidades más prestigiosas de los Estados Unidos. Stanford, Harvard y NYU son algunas de las instituciones donde empiezan a rodar los “kiwibots”. De acuerdo con Cardozo, la importancia de la inteligencia artificial radica en el hecho de que permite al ser humano, por medio de las matemáticas y el conocimiento, construir y desarrollar artefactos diseñados para mejorar la calidad de vida de las personas.

Pero, ¿puede la inteligencia artificial reemplazar a las personas y aumentar el desempleo?

Hay personas a las que les produce miedo el hecho de ser reemplazadas por máquinas, sobre todo en sus actividades laborales. Respecto a esto, Cardozo considera que, si bien esta tecnología puede eliminar algunos empleos, también crea unos nuevos. Por medio de la inteligencia artificial se están creando en el mundo entero empleos que anteriormente no existían, como técnicos en robótica, expertos en machine learning, científicos de datos, etcétera. De acuerdo con un estudio realizado recientemente por el Foro Económico Mundial, la inteligencia artificial puede considerarse como un nuevo factor de producción que ayuda a lidiar con la escasez de empleos del futuro y con el déficit de productividad que registra América Latina. Pero para que esto sea posible, la sociedad debe estar preparada y las empresas y universidades deben formar profesionales capaces de adaptarse a este tipo de tecnología. Ante esto, el Centro de Implementación de Políticas Públicas para el Crecimiento y la Equidad (CIPPEC) ha afirmado que si Colombia contará con una mayor implementación de procesos de inteligencia artificial, podría alcanzar un crecimiento anual del 4,5 % en su PIB. El reto es muy grande, pero representa la oportunidad de disminuir los altos índices de desempleo, pobreza y desigualdad a largo plazo. Lo invitamos a leer el artículo La inteligencia artificial cambiará radicalmente el sistema financiero

Indique el motivo de su respuesta:

No entendí el contenido.
No estoy de acuerdo con la información brindad.